Los Simpsons 11×06 hola mamá hola papá

Todo comienza cuando, en un día normal, Homer llega muy tarde al trabajo. Como castigo, el Sr. Burns obliga a Homer a comer residuos tóxicos en una habitación oscura. Lenny y Carl entran en el cuarto e invitan a Homer a ir a jugar a los bolos. Para poder ir, Homer llama por teléfono a Marge y le miente, diciéndole que no podría ir a una fiesta del té con Maggie porque habia un accidente en la Planta y Lenny estaba hospitalizado. Homer, entonces, comienza a jugar bolos con sus amigos, y realiza un juego perfecto, alcanzando 300 puntos. El gran logro de Homer aparece en las noticias y llama la atención de todo Springfield. Pronto, Homer se convierte en una celebridad, y aparece en «Los Cuadrados de Springfield», un programa de televisión. Allí, Ron Howard, uno de los invitados, le dice a Homer que su fama era pasajera, y que sería olvidado en muy poco tiempo. Sin embargo, Homer se niega a creerle y se presenta en otro programa, pero termina siendo perseguido por todo el escenario.


Tal como Ron había previsto, la fama de Homero se disuelve rápidamente. Preocupado, Homero trata de suicidarse lanzándose de un edificio alto, hasta que Otto, quien estaba tirándose en un salto bungee, lo salva. Feliz por seguir vivo, Homero decide mejorar su vida, dedicándosela a sus hijos. Al principio, trata de estar con Bart y Lisa, pero falla, por lo que decide pasar más tiempo con Maggie. Lo primero que hace con ella es llevarla a una clase de natación para niños pequeños, pero ella no confía en él, por lo que no entra al agua. Luego, Homer la lleva a la playa, y, para mostrarle como nadar, se mete en el océano. Pronto, la corriente arrastra a Homero hacia mar adentro y comienza a ahogarse, pero Maggie cobra fuerzas y logra salvarlo.

Más tarde, el Dr. Hibbert le explica a los Simpson que Maggie había cobrado una fuerza fuera de lo común para salvar a su padre. Para agradecerle por su acto heroico, Homero lleva a Maggie a los bolos, en donde la niña hace un juego perfecto de 300 puntos. Sin embargo, Homer le resta puntos por haber atravesado la línea, y termina abrazando y besando a su bebé.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.