Los Simpsons 12×05 Homero contra la dignidad

Todo comienza cuando, por haberse sacado un 10 en una prueba de Astronomía, Bart es llevado al restaurante «La Chuleta Cantante» a cenar, pero la tarjeta de crédito de Homer es rechazada. Muy pronto, él y Marge se dan cuenta que de que la familia tiene problemas financieros, por lo que van a ver a una consultora, quien les dice que Homer debe pedirle un aumento al Sr. Burns. Homer es ascendido a Asistente ejecutivo a cargo de las bromas, lo cual lo convierte en el «bufón» de Burns. Este le paga cada vez que lo entretiene.


Un día, en el zoológico, Burns le pide a Homer que se disfrace de oso panda para ser encerrado con un verdadero panda en una jaula en el zoológico de Springfield. Homer, para entretener al público que había ido a ver al supuesto nuevo oso, baila, y recibe choques eléctricos. Finalmente, cuando logra escapar de la jaula, se encuentra con Lisa, quien le hace ver que la dignidad es más importante que el dinero.

Homer decide renunciar a seguir entreteniendo a Burns, y le grita violentamente. Luego, Homer dona todo su dinero mal habido para comprar regalos de Navidad para los niños carenciados. En la tienda de juguetes, el dueño queda asombrado por la generosidad de Homer, y le propone ser el Santa Claus del desfile del Día de Acción de Gracias de ese año.

Homer se prepara para vestirse de Santa y arrojarle regalos al público desde su carro alegórico, pero, antes de que pueda hacerlo, su carruaje es interceptado por el del Sr. Burns, que es el del «día de las bromas». El anciano le propone a Homer pagarle un millón de dólares si le arrojaba al público, en lugar de regalos, tripas de pescado. Homer duda por un momento, pero decide conservar su dignidad, y se baja del carro. El Sr. Burns, por su parte, realiza él mismo su propia desagradable broma, dándoles incluso a unos huerfanos cercanos, y hasta dejó que las gaviotas picaran sobre las personas que estaban salpicadas de esas tripas, (incluyendo al Profesor Frink), luego, Homer le dice a la familia que la dignidad es mas importante que el dinero (cuando dice eso, la familia es salpicada por las tripas de pescado que arrojó Burns).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *